La Garganta de Santa María

    (Poesía en Candeleda)

    Paisajes de intensa belleza, como La Garganta de Santa María, en Candeleda, han inspirado estos poemas entre montañas y lagunas de ensueño. El Creador de esa naturaleza en la que se bañan estas letras es protagonista entre bosques, aves y fieras que cantan en estos versos. En estos parajes, la vanidad del mundo se diluye bajo las cumbres nevadas, dejando al desnudo nuestra humana pequeñez, en una de las más ricas zonas de España en fauna y flora.

    Ilia Galán es un visionario, o sea, un hombre cuya mirada sobre el mundo tiene algo de telúrico, de misterioso, de quimérico, de mítico, incluso de profético. En la estela de William Blake, nuestro amigo Ilia teje sus cantos inocentes y prístinos en diálogo continuo con la naturaleza, que le ofrece la magia de sus cuatro elementos para que él los combine en sus poemas, atravesados de revelaciones y transverberados de sueños. 

    Ilia Galán es un romántico del siglo XXI. Galán hace aquí balance de su poesía astral y boscosa, de una poesía emparentada con la de maestros como Coleridge o como Hölderlin, que ardieron en la hoguera de la Otra Realidad y escribieron sus versos al dictado de ese fuego.

    Luis Alberto de Cuenca

    Autores contemporáneos
    Colección
    AD VERSUM
    Número en la colección
    AV-0025/1
    Materia
    Ad-Versum
    Idioma
    • Castellano
    EAN
    9788419343505
    ISBN
    978-84-19343-50-5
    Depósito legal
    AS 00054-2023
    Páginas
    132
    Ancho
    15,2 cm
    Alto
    22,9 cm
    Edición
    1
    Fecha publicación
    14-02-2023
    Edición en papel
    14,00 €
    14,91 US$

    Sobre Ilia Galán (Autores contemporáneos)

    • Ilia Galán
      Ilia Galán, Titular de Estética y Teoría del Arte en la Universidad Carlos III de Madrid y profesor invitado en las universidades de Oxford, Harvard, la Sorbona, New York University, etc. Columnista habitual en El País, y otros periódicos. Tiene publicados los ensayos: El Dios de... Ver más sobre el autor

    Contenidos

    PRÓLOGO, 11
    LA GARGANTA DE SANTA MARÍA, 21
    Acostado en la roca inestable de la impaciencia, 23
    Cuando las higueras comenzaban a madurar, 25
    En agua plácida, 27
    Pese a los destellos nevados de las altas montañas, 29
    Brumas de un otoño lento, 31
    Ni el viaje se dejó con las maletas el malestar, 33
    Rondan los buitres sobre las altas selvas, 36
    Al amanecer, los dedos quebrados, 42
    Y el recuerdo sigue agarrándose, 45
    Unos instantes bastaron para consumir, 47
    Lejos del paraíso intentamos volver el espejo, 49
    Trabajo acabado, por fin en la noche, 50
    Los cipreses que tú plantaste, joven, 51
    Cuando el pensamiento chocó con sus pensados hijos, 53
    Fuimos desmontando las tablas, 57
    Una tonelada de esfuerzos se había consumido, 59
    En aquella ocasión, 61
    Pero bajo las cenizas de la casa, 64
    Por mucho que el viento agite fuera, 66
    El rey caza, 80
    Tú no eres el monstruo imaginado, 81
    Intento leer tus signos, 83
    Amanece suavemente, 85
    Hasta en el paraíso perdido, 86
    Asciendo, fatigado y alegre, 90
    Agarrado como el espíritu de un águila a la roca más alta, 93
    Como un Espíritu Santo brota, 94
    Los árboles de primavera henchidos caen, 95
    Se filtran tus rayos por las hojas, 107
    A menudo me pierdo entre las faldas, 109
    Con la pluma volaba, 112
    Vine a buscarte, Señor del Amor, 119

    Mercado

    Envíos a TODO EL MUNDO

    Libros relacionados